PRINCESA DARIAK Copyright 2007

miércoles, enero 24, 2007

Rapsoda 3


- Los dragones ayudaban al hombre y a ángeles también, -continuo su relato la princesa- y al resto de los seres que habían sido creados. Transportaban piedras pesadas, y dragoneaban entre ellos, se divertían tirando semillas de los arboles del jardin, al resto de la tierra yerma en los lugares mas raros, tenian alas, y disfrutaban de los paisajes montañosos. Y eran expertos en contemplar las estrellas mas arriba de la extensa capa de nubes y cristales de hielo que cubría el cielo de la tierra.
Un dìa, pues, siempre todo pasa un dìa. Uno de ellos se hizo muy amigo de un ángel, el ángel que guardaba el jardin. Este àngel decidió que lo creado debía tener una falla, algo mal, pues no podia entender como la pareja humana obedecía complacientemente cada decisión del que mas Sabe sin dudar en nada. "El hombre debe tener voz propia"-pensó- "y debe decidir por el mismo quien merece la adoración. Asi, obedeciendo porque no tienen otra alternativa, no es justo".- le explicaba convincentemente al Gran Dragón, comandante de toda la manada.
El Dragón lo meditò durante algún tiempo. Volaba sobre el jardìn, observando cada movimiento de la pareja, de los animales. Y callaba. El ángel cada vez que se daba la oportunidad seguia insistiendo. "Finalmente" – decía – "Aquí los que estamos haciendo el trabajo duro somos tu y yo. Cuidando la tierra, viendo cada crecimiento de mar, temblores en volcanes… deteniendo los fuertes vientos, en mi caso. Nosotros somos los que merecemos el honor… Porque no dejar que el hombre decida?. Acaso no soy yo el que cuida el Jardin? No estoy por sobre todos y los organizo? Soy el que El que mas Sabe puso a cargo. Que queda para mi mas que trabajo? Y para usted Gran Dragon, con todos sus congèneres edificando represas, sembrando semilla por los lugares mas desérticos… "
- Pero princesa -interrumpe un hombre el relato- y El que todo lo Sabe, no sabia esto?
- El que todo lo sabe permite libertad, y libre albedrío. Ese no era su problema, si el hombreadoraba a una planta, una piedra como recordatorio y lo hacia con Amor Puro, le estaba adorando a El, pues el Espiritu del Amor esta instalado en todo lo creado.
- Entonces el Angel tambien tenia ese espiritu, porque estaba desconforme?- razonò el hombre.
- Porque dudo del Espiritu del Amor, que es la persona entera del que mas Sabe. … La cuestión es que el Dragon, advirtió al Angel que había un lugar en el jardín en donde la mujer pasaba mucho tiempo. - explicó Dariak - Confabularon, tramaron una estrategia para ver como reaccionaría el hombre… Y el hombre dudò del Amor del que mas Sabe. Por eso aùn hoy se duda de la fuerza del Amor. Ese dia marcò un limite para los Dragones, pues, este Dragon se dejo utilizar por el Angel para su propio beneficio. Y se produjo un cisma muy fuerte en toda la manada. ... -la princesa bajo la vista con un halo de profunda tristeza y continuó-
Esto es lo que sucedió… desopuès....

Continuarà....
El dibujo del dragòn es de Ciruelo Cabral

12 comentarios:

Blood dijo...

Hola princesa. Sin querer publiqué algo en Blood que te alude indirectamente... no a ti, sino a tu blog.

Saludos sangrientos

Blood

soldesoles dijo...

Quieroooooo saber más.
TE EXTRAÑOOOO.
Besos.




P.D: ¿ Recibiste mi e mail ? mi
preciosa amiga,sé que estamos unidas más allá de cualquier contacto, pero te extraño.

CinQue dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
CinQue dijo...

Entre la envidia del ángel y la duda se comenzo a perder todo, muy buen relato...

TE AMO.
MUAAAA.

Tsunami dijo...

Hermoso.

Sigue.

Un abrazo muy fuerte.

Joss dijo...

Con tristeza se cobra el engaño,
la víctima, el dragón; el ángel...
el artífice.

DTB

¨*+Fairytale*Princess*+ dijo...

♥ !me dio tristeza

Blue woman dijo...

Guauuu!Si hasta parece que cuando lo leo lo esté viviendo!

Besos.

♦♦♦sol♦de♦soles♦♦♦ dijo...

TE QUIEROOOOOOOOOOOOOOOOOOO.

♦♦♦sol♦de♦soles♦♦♦ dijo...

TE QUIEROOOOOOOOOOOOOOOOOOOOOO.

Perséfone dijo...

Aquí estoy, poniendome al día!

Abrazos.

Josée dijo...

no dudar del Amor, de Su Amor et de nuestra capacidad de Amor. Eso es la verdadera fuerza. Estoy de acuerdo con tigo. Muy interesante de leerte.

www.lejournaldesvoyages.com